Ají de Gallina

El ají de gallina es uno de los platos más representativos de la gastronomía peruana. Su sabor, aroma y color tan peculiares lo han hecho el preferido de todos los amantes del buen comer. Decídete y prueba a preparar esta receta que de seguro le encantará a ti y a tu familia.

¿Cómo preparar ají de gallina?

Existen dos maneras de preparar el ají de gallina. La manera tradicional consiste en moler los ingredientes tales como el ají y la cebolla en un batán o en un mortero. La segunda forma es picando los ingredientes del aderezo, sofreirlos y luego pasarlos a la licuadora. Aquí vamos a enseñarte la receta con la segunda forma porque es la más rápida y con la que se obtiene mejores resultados.

Para darle la consistencia espesa a esta preparación se utiliza pan francés fresco o duro. Si vas a emplear pan duro lo recomendable es rallarlo antes de mezclarlo con la leche. Si no dispones de pan francés puedes echar mano de unas galletas de soda field, 4 unidades para reemplazar cada pan es más que suficiente.

Respecto al tipo de papas puedes utilizar unas «papas amarillas» que son las más suaves y sabrosas. De no conseguir papa amarilla puedes reemplazarla por papa huayro y como última opción papas blancas.

La adición del palillo en esta receta cumple la función de darle un color más intenso al ají de gallina. Aumentando la cantidad de ají amarillo también podría lograrse, pero ten en cuenta que puede quedarte muy picante.

Receta de ají de gallina peruano

Prepara este rico plato de ají de gallina peruano y disfruta de su rico sabor y atractivo color. Esta receta es ideal para ofrecerle un rico almuerzo a tus invitados en un día domingo o para variar el menú semanal de tu familia. La cantidad de calorías indicada incluye a las papas y el arroz. Ahora sí vamos con la receta.

Raciones: 4 personas
Calorías: 750 kcal
Tiempo de preparación: 10 minutos
Tiempo de cocción: 25 minutos
Total: 35 minutos

Ingredientes

  • 1 pechuga de gallina
  • 4 panes francés (pueden ser tostadas también)
  • 1 taza de leche evaporada
  • 2 cucharadas de aceite vegetal
  • 1 cebolla pequeña picada en cuadritos
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 cucharada de ají mirasol licuado
  • 2 ajíes amarillos sin venas ni semillas cortado en tiras
  • 1 cucharadita de palillo
  • 1 rama de perejil picado finamente
  • Sal, pimienta y comino al gusto

Para acompañar

  • 4 porciones de arroz graneado blanco
  • 4 papas amarillas sancochadas y cortadas en rodajas
  • 2 huevos sancochados
  • 8 aceitunas negras
  • 4 hojas de lechuga

Preparación

  • 1. Para empezar, en un recipiente del tamaño adecuado coloca los panes desmenuzados o rallados y vierte la leche. Remueve bien y deja que se remojen.
  • 2. Luego pon a calentar una olla con agua en cantidad necesaria más una cucharadita de sal y echa la gallina para sancocharla. El tiempo de cocción suele ser de unos 25 a 30 minutos. Verifica con un tenedor que la carne esté blandita, cuando esté lista retira del fuego.
  • 3. Deja que la gallina se enfríe el tiempo necesario, después procede a desmenuzar la carne y reserva. También reserva el caldo de la cocción, pues lo necesitarás más adelante.
  • 4. A continuación pon a calentar otra olla con un chorro de aceite, agrega la cebolla y deja sofreír hasta que esta tome un aspecto transparente. Posteriormente adiciona el ajo, el ají mirasol, el ají amarillo, el palillo, pimienta, comino y una pizca de sal. Deja freír por unos dos minutos más.
  • 5. Transcurrido el tiempo indicado vierte en la olla el pan remojado con la leche y adiciona una taza de caldo, mezcla y deja cocinar durante 5 minutos.
  • 6. Después saca el preparado y viértelo en la licuadora. Licúa hasta que la mezcla quede con un aspecto cremoso. Es probable que necesites echar un poco más de caldo para facilitar el licuado.
  • 7. Seguidamente regresa el producto a la olla, agrega la carne de gallina previamente desmenuzada y prosigue con la cocción durante 5 minutos adicionales.
  • 8. Para terminar rectifica la sal. También debes asegurarte que la mezcla tenga la consistencia deseada. Cuando todo esté conforme retira del fuego y sirve acompañado de papas sancochadas y arroz graneado.

Tips para hacer ají de gallina

  • Es importante remover la mezcla constantemente durante toda la preparación para que se cocine de manera uniforme y no se pegue. Al finalizar, si está muy suelta deja cocinar un poco más para que seque, si está muy espesa añade un poco más de caldo.
  • Si quieres que este plato haga honor a su nombre y se sienta el picor del ají, utiliza el ají amarillo con las semillas y las venas. Antes de picarlo es recomendable frotarlo y apretarlo un poco para que suelte su picor.
  • Hierve la gallina con un diente de ajo o un dado de kion para que quede más sabrosa. Cuando esté lista no la deshilaches, sino más bien desmenúzala en trocitos para que sientas mejor su textura al comerla.
  • Si no puedes conseguir gallina puedes utilizar en su reemplazo pollo, queda igual de rico y la diferencia en el sabor final no es notable.
  • Sirve este plato poniendo como base una hoja de lechuga, luego coloca rodajas de papas y encima el ají de gallina. Al costado sirve una porción de arroz y adorna con rodajas de huevo sancochado y aceitunas negras. Espolvorea con perejil picado finamente.

También te puede interesar:

  1. Aprende a preparar lomo saltado
  2. Receta de pisco sour en coctelera

Si esta receta para hacer ají de gallina te ha gustado dale una puntuación con 5 estrellas. También la puedes compartir en la red social de tu preferencia para que llegue a más personas, muchas gracias.

4.4/5 (19 Reviews)
Enlaces Patrocinados

2 comentarios en “Ají de Gallina”

    • Hola Luis, gracias por la pregunta, el palillo es un polvo amarillo que se utiliza para darle un color más intenso al ají de gallina, pero además le da un sabor especial. No sabemos de qué país seas pero su nombre más común es azafrán.

Deja un comentario

error: Content is protected !!